/
/
/
/
/
/
   
Ancud celebra la ordenación diaconal de Carlos Cárdenas Velásquez.

Numerosas comunidades rurales y urbanas llegaron hasta Quemchi para acompañar a Carlos en este paso tan importante en su vida. La ordenación fue celebrada por el Obispo diocesano P. Juan María Agurto.
Martes 09 de Agosto del 2011
  
Fiscales, grupos juveniles, agentes pastorales, hermanos sacerdotes y todos aquellos que lo conocen desde pequeño, participaron de la celebración que se realizó en el Gimnasio Municipal de Quemchi. Esta ordenación estuvo a cargo del Obispo diocesano P. Juan María Agurto, complementada con el canto chilote de grupos folclóricos que encabezaron la procesión de entrada con el famoso pasacalle seguido por el clero de la Diócesis.

En la ocasión, Monseñor resaltó la misión que adopta Carlos en este momento: “ser servidor de la Palabra de Dios y no de su palabra, predicándola a tiempo y a destiempo; preparar el corazón de las personas a los que les entregará el sacramento del Bautismo y del matrimonio. Su ejemplo de vida consecuente será el mejor testimonio para atraer y llevar a las personas a Cristo”.

Seguidamente, le fueron entregados los símbolos que siempre deben llevar consigo, la estola y la dalmática que fue entregado por sus padres y la Sagrada Escritura, entregada por el p. Obispo.

Finalmente el recién ordenado diácono, agradeció en forma muy emotiva a su familia, amigos, sacerdotes y a su Obispo por la confianza que depositaron en él y por todo el acompañamiento brindado, con la convicción que recién comienza su caminar.

Preparación de Carlos Cárdenas Velásquez

Carlos, es oriundo de Quemchi, hijo de Toly y Gladis y tiene tres hermanos: Andrés, María Teresa y Yoselin. Realizó sus estudios en la misma ciudad de origen, mientras que su discernimiento vocacional lo hizo en la Parroquia de Chacao durante un año junto al p. José Mairlot, experiencia en la cual descubre claramente que el Señor lo llamaba para seguirlo.

Después de este tiempo y acompañado de la oración, decide ingresar al Seminario Mayor “San Fidel” de la diócesis de Villarrica. Realiza su año pastoral en la Parroquia La Merced de Valdivia, siendo acompañado este día por el párroco y su asesor espiritual de la misma ciudad.

Después de 8 años de estudios, egresa del seminario en el año 2010 y destinado a seguir con su apostolado, lo envían a la Parroquia San Carlos Borromeo de Chonchi.

Fuente: Obispado de Ancud


Ancud, 09/08/2011

 
Galerías Fotográficas