/
/
/
/
/
/
   
Con Asamblea Diocesana comenzó año pastoral en Talca

En un clima de profunda gratitud a Dios por tener al nuevo Papa Francisco guiando a la Iglesia Católica, se realizó la Asamblea Diocesana durante la mañana del sábado 15 de marzo, en el Instituto Santa Marta de Curicó.
Lunes 18 de Marzo del 2013
  
La actividad comenzó pasadas las 9:00 horas con la bienvenida a los sacerdotes, religiosos y religiosas que se han incorporado al trabajo pastoral en la Diócesis de Talca. Luego se efectuó un emotivo momento de oración.

Después se hicieron dos reconocimientos. El primero para las religiosas de San José de Carondelet, las que luego de 25 años de servicio en nuestra Iglesia diocesana se trasladan a otros lugares para continuar su misión. La hermana Margarita O’Rourke recibió la cruz de la Diócesis de Talca, y expresó su agradecimiento por tanto cariño recibido en los años que sirvieron en las parroquias de Curepto y San Sebastián, en la comunidad de Vilches. También se rindió un homenaje a Margarita Villena Roco, quien tras de 25 años de trabajo y servicio en el Obispado de Talca ha emprendido un nuevo rumbo. “Gracias por lo que me han enseñado, por mi proceso de fe vivido junto a ustedes”, recalcó Maggy.

Posteriormente, se dio paso a una presentación en power point, a cargo de los diáconos Marlo Beltrán y José Ignacio Fernández, en la que se revisó la importancia y origen del Papado. Asimismo, el padre Felipe Egaña Baraona, Vicario Pastoral, dio a conocer una biografía de Su Santidad Francisco.

Luego de un momento para compartir y visitar la feria de materiales se dio paso a la celebración de la Eucaristía, presidida por nuestro Obispo, Monseñor Horacio Valenzuela Abarca. “Lo que hemos vivido estos últimos días en la Iglesia ha sido una verdadera fiesta. El Espíritu del Señor nos ha convocado a una fiesta para darnos un regalo grande e inesperado. El Señor sin humillar a nadie rompe los esquemas, pulveriza los cálculos y nos da lo que Él quiere darnos, fruto de la oración de la Iglesia”, dijo el Pastor.

“Nosotros tenemos que mirar a Francisco con fe, pobreza y gratitud, no tratando de ver en qué coindice conmigo. Debemos mirarlo con gratitud para descubrir y recibir de él lo que el Señor nos quiere regalar, pues cada Papa es un regalo de Dios para la Iglesia (…) Como decía el Cardenal Bergoglio siendo arzobispo de Buenos Aires, debemos abrirnos a la novedad del Espíritu para responder a los signos de los tiempos, para ser hermanos y discípulos de todos. Si no nos abrimos nuestras comunidades serán estériles, tristes y viejas, llenas de miedo, que hacen ocultar el hermoso rostro de Jesús”, citó el Obispo de Talca.

Al concluir la celebración eucarística Mons. Valenzuela hizo el envío y entregó un cirio a los representantes de las zonas Costa, Curicó Ciudad, Curicó Rural, Talca Ciudad y Talca Rural, junto a sus vicarios, como signo de la presencia de la luz de Jesús en el trabajo pastoral que habrá que desarrollar en los próximos meses.

Hay que destacar que en esta Asamblea Diocesana con la que se da inicio oficial al año pastoral en nuestra Diócesis de Talca, se dieron cita cerca de 500 personas de las cinco zonas pastorales de la Iglesia de Talca. Esta actividad fue organizada por la Vicaría Pastoral.

Fuente: Comunicaciones Talca


Curicó, 18/03/2013

 
Galerías Fotográficas