/
/
/
/
/
/
   
Clero diocesano de Temuco renovó promesas de fidelidad al Señor

Al atardecer de este miércoles 27 de marzo, el Templo Catedral de la Diócesis San José de Temuco fue escenario de la Misa Crismal, instancia solemne en que los Sacerdotes manifestaron su compromiso pleno de amor a Jesucristo, al reunirse en la celebración del Sacrificio Eucarístico en esta Semana Santa.
Miercoles 27 de Marzo del 2013
  
Con mucha disposición de espíritu comenzaron a llegaron cientos de feligreses de gran parte de las parroquias y comunidades eclesiales de base, para acompañar y rezar por los presbíteros que renovaron su compromiso y caminar de ser servidores del Señor, al cual fueron llamados en su Ministerio.

El Padre Obispo, les agradeció por toda la entrega y servicio a la Iglesia, y que tras esta renovación de sus promesas de fidelidad al Señor y de la responsabilidad de ser servidores, les dijo que:” Nos renovamos en lo más profundo de nuestro sacerdocio y confiando en el llamado, la ayuda y las gracias con que el Señor nos ha regalado… nos une el amor a Jesucristo y la conciencia de haber sido llamados por Él, para ser los anunciadores de su Reino entre los hombres”. Señaló además que:” Hoy tomamos conciencia nuevamente la hora de la Iglesia que estamos viviendo, es hora de Cruz, pero también es hora de Resurrección”.

También el prelado hizo mención al nuevo Pontífice, resaltando:” el nuevo Pastor de la Iglesia, nos ha dejado el desafío de vivir en esta hora, un cristianismo más sencillo y más misionero… queremos responder positivamente a esta invitación, no debemos aceptar que hoy nos paralicen, debemos hacer visible a la Iglesia por la vivencia de la caridad, la vivencia del Evangelio de Jesús, que diga lo que la Iglesia es y que muestre la Iglesia que Jesús quiere de nosotros para este tiempo”.

A continuación, los sacerdotes tras la manifestación de compromiso, se fueron acercando al Padre Obispo para saludarlo y expresarle su obediencia y fidelidad, en esta ocasión en un gesto de fraternidad con el saludo de la paz, a lo que monseñor Vial invitó a la concurrencia a orar por los sacerdotes y que el Señor los siga colmando de bendiciones y gracias en esta estrecha unión con Él.

En la Santa Eucaristía, se bendijeron los Santos Oleos de los Catecúmenos, con el que se ungirán quienes se preparan para el Bautismo. El Óleo de los enfermos, que se utilizará para llevar a los que sufren la enfermedad, la protección divina y el alivio en su cuerpo y alma. El Óleo para el Santo Crisma, que servirá para los sacramentos del Bautismo, Confirmación, y Orden Sagrado, con el también son ungidos los lugares y objetos dedicados al culto.

Al concluir, el padre Obispo impartió la bendición solemne e imploró la intercesión de San José, nuestro santo patrono y de la Santísima Virgen María, pidiendo la bendición por todo el pueblo peregrino.

Fuente: Comunicaciones Temuco


Temuco, 27/03/2013

 
Galerías Fotográficas