/
/
/
/
/
/
   
Agradecimientos de Mons. Cristián Caro Cordero
Jueves 04 de Abril del 2013
  
A través de este portal, Mons. Cristián Caro Cordero ha querido agradecer a todos quienes le han acompañado en oración, afecto y presencia con ocasión del fallecimiento de su madre, la señora Josefina Cordero.

La siguiente es su nota dirigida a www.iglesia.cl:

AGRADECIMIENTOS

+Cristián Caro Cordero, Arzobispo de Puerto Montt agradece de corazón a todos sus hermanos en el Episcopado las muestras de cercanía con motivo del fallecimiento de su querida mamá Josefina, a los 99 años de edad, y al inicio de la Octava de Pascua.

En especial, agradece las S. Misas celebradas en las comunidades por el eterno descanso de su alma y su gloriosa resurrección, así como las oraciones ofrecidas por el suscrito y su familia.

Gratitud especial manifiesta a los hermanos obispos que pudieron acompañarlo en las Eucaristías de la vigilia o del día de funerales: el Sr. Cardenal Errázuriz, el Arzobispo de Santiago y sus Obispos Auxiliares, así como los obispos eméritos De La Barra y Jara.

Expresa también su especial reconocimiento a los sacerdotes y diáconos que participaron en dichas Eucaristías y a quienes oraron junto a sus comunidades por la mamá y toda su familia, o han manifestado de diversas formas su solidaridad cristiana. La total disponibilidad del párroco, Mons. Bernardo Herrera, y de la Parroquia de los Santos Angeles Custodios, donde se efectuaron las celebraciones, compromete la gratitud de la familia y de todos.

A las religiosas, a los agentes de pastoral y fieles en general, así como a las instituciones de Iglesia, que se hicieron presentes o manifestaron su cariño y oración, les está particularmente agradecido.

El regalo de haber tenido por tantos años a la mamá y el testimonio que deja de una vida de fe sencilla, sociable, jovial, centrada en su familia y en la generosidad con quienes la sirvieron o trataron con ella son motivos para agradecer al Dios de la Vida, en este tiempo de esperanza cristiana.

Que el Señor Jesús resucitado y su Santísima Madre, así como la intercesión de los santos Angeles y san José, su patrono, retribuyan con gracias y bendiciones a todos por su fe y cariñosa solidaridad.

Santiago, abril de 2013.

Fuente: Prensa CECh


Santiago, 04/04/2013