/
/
/
/
/
/
   
Bodas de Plata celebró Sacerdote de Diócesis de Temuco

Las primeras palabras que me asaltan son las mismas que escribí yo en el día de mi Ordenación Sacerdotal “¿cómo pagaré al Señor todo el bien que me ha hecho? Alzaré la copa de la salvación invocando su nombre”, así fue el inicio de la emotiva celebración de los 25 años de vida sacerdotal que la tarde del sábado 25 de mayo, festejó el querido padre Juan Andrés Basly Erices.
Sabado 25 de Mayo del 2013
  
Celebración colmada de bendiciones, dado que la ceremonia se realizó en una avanzada construcción de la parroquia de La Santísima Trinidad, obra que junto a la comunidad han estado trabajando por años, para próximamente tener en el sector de Fundo El Carmen un Templo Parroquial.

El Padre Juan Andrés, agradeció al Señor “ por este don maravilloso, inmerecido para el ser humano, pero como el Señor tiene mucha misericordia es capaz de donarlo al ser humano, y creo que al recordar hoy día estos 25 años, uno empieza a mirar la vida de un modo distinto. Son muchas las cosas que he vivido durante estos 25 años; mucha alegría, también momentos de tristeza, de dolor, de angustia, pero sobre todo, al celebrar estos 25 años soy un agradecido de Dios.

Por supuesto de mi familia y mis padres, ellos me dieron la vida, de mis hermanos que me han acompañado durante todo este caminar, y también el cariño de la gente donde he estado trabajando”.

Añoró su primera Parroquia, que fue en la comuna de Traiguén “ahí hice mi Diaconado, después fui a la parroquia Del Espíritu Santo, donde fui ordenado Sacerdote; donde viví con el Padre Ramiro un par de años como Vicario, un gran maestro, con el cual aprendí muchas cosas, sobre todo su tenacidad, su espíritu de oración, su fortaleza, su trabajo intelectual, en síntesis todo su testimonio como Sacerdote, que me enseñó muchísimo a vivir también en los primeros años de vida sacerdotal”.

“…Luego tuve la alegría de ser llamado por nuestro Obispo Contreras, en ese tiempo, a ser Párroco de Jesús Obrero, siendo muy joven y vivir esa experiencia en 3 momentos, es decir, como Asesor de la Pastoral Juvenil de la Diócesis, como Formador del Seminario y Párroco de Jesús Obrero, una parroquia grande, difícil de asumir, pero hicimos un buen trabajo pastoral, creando nuevas comunidades porque la población fue creciendo, compartiendo la vida con la del Seminario. De pronto también llegó un compañero, el Padre Patricio Trujillo, que era Diácono, luego se ordenó y seguimos nuestro caminar también juntos en la Parroquia y en el Seminario, lo cual afianzó una linda amistad que tenemos hasta el día de hoy.”

Respecto a su formación, el Padre Juan Andrés estudió en Roma, recordando así aquellos tiempos “ Luego vino otra gran alegría y fue cuando el Obispo me pide que vaya a estudiar a Roma un par de años, y fui a la Universidad Gregoriana, ahí saqué la Licenciatura en Teología Dogmática, una experiencia muy interesante, viví con muchos sacerdotes latinoamericanos, de los cuales algunos ya son obispos, interesante ha sido seguir la amistad también con ellos; bueno eso fue un regalo de Dios y en el verano me fui a trabajar a Alemania de obrero a la fábrica Mercedes Benz”.

“De regreso a nuestro país, el Obispo me encomienda algunas tareas como ser Administrador de la Parroquia San Juan Bautista, y volví al Seminario como Profesor y como formador por un tiempo, luego me envía a Traiguén como Párroco y también trabajando en la Universidad. Ahí pasé un par de años y luego retorné a Temuco; me pide Monseñor Sergio Contreras que asuma la Parroquia Santo Tomás, en la cual estuve varios años y también compartiendo la vida de la Universidad Católica como académico hasta el día de hoy, y como profesor del Seminario; y ya llevo 3 años en esta nueva parroquia del Fundo El Carmen donde la población sigue creciendo, donde los desafíos son grandes, donde la comunidad es exigente, donde también estamos con proyectos grandes, de nuevas comunidades, del templo parroquial y el mismo ejercicio también de la pastoral parroquial nos invita a prepararnos constantemente como sacerdotes.

El Padre Juan Andrés es el Capellán de la UCT, además es encargado de las vocaciones de la Diócesis, “ grandes desafíos, grandes proyectos en estos 25 años y feliz…En estos tiempos es difícil celebrar 25 años de Sacerdote, no somos muchos los que podemos decir eso; y por eso estoy muy agradecido de Dios, y muy feliz. Y siempre, como lo he manifestado a toda la Iglesia, y como sé que me conocen muchos, mucha gente, yo no hago alarde de lo que soy. Procuro hacer mi trabajo en silencio, sencillamente, sin complicaciones en la vida, procurando hablar siempre bien del prójimo, que es lo fundamental, no aspirando a cargos y sólo esto que tengo de ser pastor, párroco, lo uso al servicio de los hermanos.

Al respecto, el Padre Obispo Manuel Camilo Vial, Administrador Apostólico de la Diócesis San José de Temuco, envió un afectuoso saludo con especial afecto al Padre Juan Andrés Basly, señalando que “Que el Señor Jesús, que le ha mirado con misericordia, y le ha puesto al frente de su casa como pastor de su pueblo, esté siempre en su vida; y que este día de gracia y alegría sea vivido junto a su familia y a la comunidad parroquial de la Santísima Trinidad, en unión espiritual a todas las demás comunidades donde ha servido tan generosamente a Dios y a su Iglesia, durante estos 25 años. Con sincera gratitud a Dios Uno y Trino, invoco la bendición sobre este servidor fiel, por quien se eleva hoy esta Acción de Gracias”.

Fuente: Comunicaciones Temuco


Temuco, 25/05/2013

 
Galerías Fotográficas