/
/
/
/
/
/
   
Monseñor Goic presidió misa de exequias de Wladimir Sepúlveda

En ella hizo un llamado a la sociedad para rechazar cualquier acto de violencia que atente contra la dignidad de las personas.
Jueves 10 de Abril del 2014
  
En la parroquia de San Francisco de Asís de la comuna de Mostazal, y con la presencia de familiares y amigos se dio el último adiós al joven Wladimir Sepúlveda, quien falleció luego de haber sido víctima de una brutal agresión, que lo mantuvo en coma durante seis meses. La misa de funeral fue presidida por el Obispo de Rancagua, Monseñor Alejandro Goic Karmelic, y concelebrada por otros tres sacerdotes.

En la oportunidad Monseñor Goic solidarizó con sus familiares y señaló que “nadie tiene derecho atentar contra la vida de una persona”, y pidió que “desterremos de nuestras vidas la violencia, tenemos que aprender a respetarnos, a amarnos, y también a respetar a los que son diferentes, no cabe otra postura para quienes seguimos a Jesús y el Evangelio”.

Cabe destacar que en un primer momento se vinculó la golpiza del joven con una agresión dado de su condición de homosexual, lo cual está prácticamente descartado. De igual modo, el Obispo de Rancagua señaló que toda actitud homofóbica, de rechazo al que es diferente no es coherente con el Evangelio ni la persona de Jesús. “Jesús ama a todos los seres humanos como somos y nos da su gracia para ir siendo cada día mejores en nuestra relación con los demás, por lo tanto, hay que rechazar categóricamente toda discriminación, más aún cuando esta se manifiesta con actos violentos”, enfatizó.

Junto con pedir oración para Wladimir hizo un llamado a la sociedad para rechazar cualquier acto de violencia que atente contra la dignidad de las personas.

Fuente: Comunicaciones Rancagua


Rancagua, 10/04/2014