/
/
/
/
/
/
   
Schoenstatt celebra proceso de canonización del Padre Hernán Alessandri

El Padre Mariano Irureta, Superior Provincial de los Padres de Schoenstatt, se reunió con el Cardenal Ricardo Ezzati para agradecerle la apertura del proceso de canonización del sacerdote de Schoenstatt Hernán Alessandri.
Viernes 19 de Diciembre del 2014
  
Uno de las personalidades más emblemáticas, queridas y admiradas que ha pasado por la historia del Movimiento Schoenstatt es el Padre Hernán Alessandri Morandé. Fallecido un 18 de diciembre del 2007 a la edad de 72 años, su figura ya se encuentra iniciando su proceso de canonización en el Vaticano, asunto que tiene muy feliz a los integrantes del Movimiento Schoenstatt.

Por ese motivo es que el pasado jueves 18 de diciembre se reunió el Superior Provincial de los Padres de Schoenstatt, Mariano Irureta, con el Cardenal Ricardo Ezzati en el Arzobispado de Santiago para conversar sobre el proceso de canonización del Padre Alessandri. “Le quería expresar mi gratitud y agradecimiento al Cardenal porque se cumple el séptimo año de su partida”, comentó el padre Irureta.

Entre los aspectos más destacados del Padre Alessandri, estaba su gran capacidad teológica, la que lo llevó a ser invitado por el mismo Papa Juan Pablo II en 1985, cuando se cumplieron 20 años del Concilio Vaticano II a una reflexión teológica pastoral en el Vaticano. También participó en el Consejo Episcopal Latinoamericano, Celam, y en la conferencia de Puebla, especialmente en el tema de eclesiología. “Además fue un gran pastor, trabajó muchos años en Carrascal, en la Parroquia Señora de Nuestros Dolores y en la Parroquia San Vicente Palotti. Fue un pastor para los pobres, para los más sencillos. Especialmente se recuerdan sus catequesis y todo el material que él elaboró para el Mes de María, que hasta hoy en día se usan y creó una escuela también”, rememoró el padre Mariano Irureta.

Otra de las obras por las que se recuerda con gran cariño y admiración al Padre Hernán es la Fundación María Ayuda, que da apoyo a los niños de infancia irregular, marcados por el abandono, la delincuencia y la prostitución. El Padre Mariano Irureta recordó: “En los años 80’ el Padre Alessandri quedó muy marcado por esta realidad de los niños y dijo “Esto no puede ser”, y por eso fue ese grito “María Ayuda”, donde dijo que nosotros tenemos que ayudar a la virgen para que eso no ocurra. Hoy día María Ayuda es una gran corporación reconocida junto al Hogar de Cristo, a la Fundación Las Rosas, que tiene la iglesia como un instrumento que él creó y esa fecundidad se presenta como una obra de Dios”.

Junto con conversar acerca del proceso de canonización del Padre Hernán Alessandri, el Cardenal Ricardo Ezzati y el Superior Provincial Padre Mariano Irureta también comentaron los 100 años del nacimiento de Schoenstatt, acontecimiento celebrado a partir de octubre pasado. “Fue una fecha muy esperada. Un ejemplo de eso es el encuentro que tuvo la familia de Schoenstatt con nuestro querido Papa Francisco, el sábado 25 o 26 de octubre en Roma. Cuando le preguntaron sobre la reforma de la iglesia que él está emprendiendo, él comenzó diciendo “Las reformas de la iglesia la hacen los santos”, por eso el camino de la reforma de una iglesia en todos los tiempos han sido los santos, y por eso los recordamos en toda la historia de la iglesia, los grandes tiempos de reforma están unidos a grandes santos”, señaló el Padre Irureta.

Fuente: Comunicaciones Santiago
www.iglesiadesantiago.cl


Santiago, 19/12/2014

 
Galerías Fotográficas