/
/
/
/
/
/
   
Venezolanos celebraron su fiesta patronal nacional en Concepción

Con la presencia de numerosos venezolanos residentes en Concepción, se celebró una Eucaristía, en la parroquia Del Sagrario, presidida por monseñor Fernando Chomali, para festejar la fiesta patronal de Nuestra Señora de Coromoto y además, la Virgen del Valle.
Martes 19 de Septiembre del 2017
  
La celebración fue preparada con apoyo de la Comunidad de Venezolanos, cuyos integrantes indicaron que la Eucaristía tuvo el sentido de compartir y momento propicio para agradecer y pedir al Señor, por intermedio la Patrona de Venezuela, la Virgen de Coromoto y la Virgen del Valle y para que intercedan por la situación que vive el país, Iluminando a sus autoridades para que sea una nación fraterna, en que prime el diálogo y crezca en justicia y comunión y llevar la esperanza a toda la patria.

En la Oración Universal, los venezolanos pidieron por su país. “para que el Señor dé la sabiduría y justicia a sus gobernantes y vuelva hacer una nación libre, acogedora y solidaria, donde todas las personas puedan vivir en dignidad, bienestar, y paz” y, además, se pidió por los venezolanos que sufren, “especialmente por los que se encuentran sin trabajo, por sus familias con problemas, por quienes se sienten han perdido su esperanza, para que encuentren consuelo y apoyo”.

En el instante de las ofrendas, durante la Misa, venezolanos llevaron cirios como signos que seguir iluminando el camino de todos los compatriotas y al final, los venezolanos portaron las imágenes de las Vírgenes e invitaron a fieles chilenos a recibirlas como un obsequio del pueblo de Venezuela. Luego se leyó una reseña de la Nuestra Señora de Coromoto y de Virgen del Valle. Finalmente, se interpretó un canto venezolano de Alviany.

Historia

La historia de Nuestra Señora de Coromoto es una advocación mariana, que data de un hecho que ocurrió en las selvas de Portuguesa, Venezuela, el 8 de septiembre de 1652, donde la Virgen María se le apareció al indio Coromoto, cacique de los indios cospes, pidiéndole que tanto él como su gente se conviertan y se bauticen, el cacique le relató lo sucedido a su encomendero, don Juan Sánchez, varios indígenas cospes se convirtieron y se bautizaron, pero no el testarudo cacique, quien se quedó solo en la selva, la Virgen se le aparece otra vez, y Coromoto, enceguecido por la ira, alza su brazo para agarrarla y desaparece, la aparición se materializó en una estampita hecha de fibra de árbol (esta misma imagen se venera hoy en Guanare)

Coromoto es mordido por una serpiente venenosa y vuelve a Guanare, herido y a punto de morir, comenzó a pedir el Bautismo, y al bautizarse, se convierte en apóstol y rogó al grupo de indios cospes rebeldes que estaba bajo su mando, que se bauticen. Meses después, Coromoto, ahora con el nombre cristiano de Ángel Custodio, muere en buena vejez. El Papa Pio XII en 1950, la declaró Patrona de Venezuela y el Papa Juan Pablo II la coronó en su visita al santuario mariano en Guanare.

Virgen del Valle

La celebración de la Virgen del Valle o también conocida como la Virgen del Mar se realiza cada 8 de septiembre, donde miles de peregrinos provenientes de distintas partes del país y del mundo, se concentran en las inmediaciones de la iglesia, ubicado en el Valle del Espíritu Santo de Margarita, para cantarle, orarle y asistir a su coronación canónica.

Todos los años, con motivo del día de la Natividad de María, el día 8 de Septiembre, es celebrado en su nombre la Festividad de la Virgen del Valle una fiesta especial en la cual se realiza una procesión de la Virgen por todo el pueblo de El Valle del Espíritu Santo. Esta fiesta reúne a multitudes de personas que vienen de todos los rincones del territorio venezolano.

Muchas personas brindan testimonio de los milagros realizados por la Virgen del Valle, entre ellos el de un pescador que perdería su pierna pero rezó a la Virgen que si se la curase le regalaría la primera perla que encontrase al sumergirse en el mar, al sanar se sumergió en el mar y, para sorpresa, logró pescar una gran perla en forma de pie, con la marca de una herida, que luego fue donada a un museo que lleva el nombre de la Virgen ubicado a un lado de la Basílica Menor de Nuestra Señora del Valle.

El historiador procedente del pueblo de Carúpano, J.J. Martínez Vera, exaltó la importancia que tiene para el gentilicio local la figura y representación de la Virgen. "Desde la época de la Colonia, la Virgen del Valle es venerada. Una tradición que data desde 1530 cuando los españoles la traen a la isla de Cubagua. Luego del ciclón que azotó esa isla en 1542, fue trasladada hasta el Valle del Espíritu Santo en la Isla de Margarita, donde aún permanece.

Fuente: Comunicaciones Concepción


Concepción, 19/09/2017

 
Galerías Fotográficas