/
/
/
/
/
/
   
Celebración Te Deum en Iglesia Catedral de Arica

Con la presencia de las autoridades civiles, fuerzas armadas y de orden presentes en la ciudad, más un significativo número de ciudadanos residentes en Arica, además de quienes ejercen respresentatividad parlamentaria, de justicia y comunal, junto a los señores cónsules; se llevó a cabo la tradicional celebración republicana en acción de Gracias por el aniversario patrio n.207 de nuestro país en la Iglesia Catedral.
Miercoles 20 de Septiembre del 2017
  
Mons. Moisés Atisha, como Obispo Diocesano, encabezó la celebración poniendo en las manos de Dios todas las intenciones y aspiraciones que como ciudad de Arica tenemos, y juntos como país tenemos que avanzar. En presencia de Sacerdotes y Diáconos que acompañaron la celebración, se dio espacio para hacer oración común por la nación Chilena a la cual todos formamos partes con una Iglesia Catedral llena con personas provenientes de los distintos sectores de la ciudad.

Comenzó sus palabras el Obispo ofreciendo a las altas autoridades su cercanía de pastor y hospitalidad “colocamos la memoria de nuestra Patria, los 207 años de los inicios de su vida republicana y como la liturgia nos indica, estos años han sido de alegría y también de dolores, ellos nos permiten agradecer y reconocer con más nitidez las bendiciones y gracias recibidas, que lejos de ser solos para los creyentes, son para todos los que habitamos sus tierras, y dominamos sus cielos mares”.

“No podemos callar la gravedad que creemos significa la introducción del aborto en nuestra legislación. Como comunidades religiosas que servimos a Chile, esto no puede detener nuestra misión y servicio. A partir de ahora nuestra opción por la vida se traduce en redoblar nuestro esfuerzo para seguir acompañando a las mujeres que viven situaciones límite en su embarazo, a las que deciden continuar con él y a las que piensan que el aborto es una solución” más enfatizó diciendo: “queremos ser en medio del dolor puertas abiertas, que ofrece consuelo y damos aliento para seguir caminando y acompañando la vida, del que está por nacer, del enfermo o de quien por los años, según el criterio del mundo no se le considera o valora”.

Hizo un llamado además a los que legitiman aspiraciones que se someten al escrutinio popular: “les invitaría a preguntarse por cuáles son las verdaderas reformas que la ciudadanía espera, preguntarse ¿cuál es la prioridad y las urgencias que la sociedad chilena espera serán abordadas?” E hizo fuerza en sus palabras cuando les habla: “la paz social y lo que atenta contra ella: violencia, delincuencia y las drogas en nuestros barrios y ciudades ¿acaso no importan, o importan poco? ¿la salud mental y el envejecimiento de nuestra población, no parecen relevantes a la hora de lanzar propuestas y ordenar prioridades?”.

“Necesitamos líderes consecuentes con los ideales que profesan y siempre dispuestos a dar lo mayor de sí. Se necesitan líderes que no se miren a sí mismos, que tengan presentes el bien mayor de la Región, la Comuna y el País. Líderes que sin anuncio de ofertones, gasten sus energías buscando sacar lo mejor de cada hijo de esta tierra nuestra, y así, construirnos como la Nación que canta nuestro himno nacional, que es una copia feliz del Edén”. Y frente a ellos, hizo un llamado a toda todos los hombres: “como ciudadanos responsables no podemos restarnos de participar en el ejercicio democrático que es una elección, es con él que construimos nuestra Región y nuestra Patria, es imperativo participar, más allá si mi preferencia sale electa o no”.

Como acto de ofrecimiento a Dios, la Intendenta de Arica y Parinacota, la Sra. Gladys Acuña presentó la Bandera Chilena y la Wilpala como signo de pluriculturalidad presente en nuestra XV Región. Así mismo, una familia joven presentó a Dios una casa haciendo presente las familias que constituye nuestra nación y la importancia de ella para construir un mundo mejor. De forma especial en que como Diócesis de San Marcos de Arica en que nuestro Obispo nos ha llamado a vivir un año diocesano de la familia. Por último, se presentó al Señor unos arreglos florales un grupo de jóvenes de nuestra Diócesis, como muestra de compromiso y entrega de tantos hombres y mujeres que ofrece sus vidas al servicio de un país mejor.

Al término de la liturgia, Mons. Moisés Atisha invitó a la Intendenta y autoridades de nuestra ciudad a concluir la celebración con el acto cívico en conmemoración a nuestro Aniversario Patrio.

Fuente: Departamento de Comunicaciones Obispado de Arica


Arica, 20/09/2017

 
Galerías Fotográficas