/
/
/
/
/
/
   
Junto a la Virgen de la Merced cuidemos el patrimonio natural de la Islita de Aucar

Como es tradición desde el año 1786 en la pequeña Isla de Aucar, Diócesis de Ancud, cada año se celebra la fiesta a Nuestra Señora de la Merced, dónde llegan muchos fieles de diferentes sectores del Archipiélago de Chiloé.
Lunes 25 de Septiembre del 2017
  
Centenas de personas acudieron a la Isla de Aucar, Parroquia de Quemchi, el pasado 24 de septiembre para celebrar juntos la festividad tradicional de Nuestra Señora de la Merced. Esta fiesta tiene algunas características propias como es la procesión inicial con la presencia de los tres supremos, quienes llevan el estandarte de la Merced y son personas pertenecientes a la comunidad que cada año toman esta misión, además van con ellos las tres supremitas. En esta ocasión estuvo a cargo don Rodrigo Bahamonde y esposa Carmen Hernández y los acompañantes Fernando Bahamonde y esposa Carla Vargas y Luis Aguilar y esposa Beatriz Ojeda.

Después de la procesión inicial con las imágenes, estandarte y los arcos se realizó la Santa Eucaristía que fue presidida por el Párroco padre Daniel Mansilla. El sacerdote en su homilía destacó que “hay muchas formas de expresar nuestra fe, pero sobretodo celebramos cada domingo el día del Señor, Jesucristo renueva nuestra fe en la celebración de la Eucaristía y nuestra madre de la Merced hoy nos dice que demos gracias a Dios, ella intercede por nosotros, por la salud, por la familia, por los enfermos.” El padre Daniel además hizo un llamado a cuidar y proteger nuestro entorno natural “demos gracias a Dios por esa naturaleza que nos rodea, también el Papa Francisco está haciéndonos reflexionar sobre el cuidado de la casa común, y cuidar esa casa común, preocuparse es tarea de todos nosotros, tenemos que cuidar nuestra playa y si vemos basura, si vemos plumavit hay que limpiar, hay que preocuparse por este hermoso y único patrimonio natural de nuestra isla de Aucar.” Luego después de la Eucaristía se realiza una nueva procesión por la explanada, concluyendo con un esquinazo y valse chilote.

Es válido recordar que los vecinos de esta comunidad desde el mes de Mayo de este año recibieron la noticia que la empresa APIAO S.A, ha puesto en marcha un proyecto para llevar a cabo la construcción de un canalizo (1.5 x 10x 150 metros) a una distancia de 506 metros de la isla de Aucar, lo que causaría un tremendo impacto negativo al ecosistema, al turismo, y también al valor religioso y cultural que tiene este precioso lugar. Cómo católicos estamos llamados a cuidar la naturaleza, la creación del Padre y juntos poder estar atentos a este tipo de proyectos para poder dialogar, informarse y llegar a una alternativa que ojalá no perjudique a nadie.

Camila Berticelli, comunicadora parroquial

Fuente: Comunicaciones Ancud


Quemchi, 25/09/2017

 
Galerías Fotográficas