/
/
/
/
/
/
   
Emotiva celebración por los 25 años de parroquia en Coronel

El gigantesco y hermoso templo de la parroquia Familia de Nazareth, Lagunillas, Coronel, se repletó con los fieles, al celebrarse los 25 años de su creación, con una Misa y en un ambiente muy emotivo, que presidió nuestro Arzobispo, monseñor Fernando Chomali.
Lunes 04 de Diciembre del 2017
  
Concelebraron el párroco, padre Juan Carlos Marín; el decanato de El Carbón, padre Manuel Zúñiga, el padre Rafael Samper, ex párroco de Lagunillas y de visita desde España.

En su homilía, Monseñor destacó la importancia de la parroquia. “Pensemos qué sería de este sector sin la parroquia. Sería otro lugar, absolutamente distinto. ¿Cuántas personas han estado en este lugar para orar? ¿Cuántas han venido a buscar consuelo y esperanza? ¿Cuántas personas han sellado su matrimonio en este lugar’ ¿Cuántas se han confesado y a cuántas personas se ha despedido?”, señaló y felicitó al párroco y a toda la comunidad. “Al llegar, hoy, temprano, me di cuenta que todos estaban muy elegantes, demostrando el valor que le dan a este lugar. Los felicito, porque Coronel y Lagunillas serán otro lugar sin la parroquia”, subrayó.
Monseñor se refirió, además, a que “es un tiempo para ser sinceros y mentiría si afirmo que en 15 años más van a tener un sacerdote” e hizo un llamado a promover las vocaciones sacerdotales, a animar a los hijos a que vivan el servicio a la comunidad, en una parroquia concreta y real. Un hijo sacerdote no es un hijo que se va, sino que es un hijo que se entrega al servicio de los demás”, enfatizó.
“Agradezco a todos los sacerdotes que han pasado por esta parroquia durante estos 25 años y de modo especial al padre Rafael (Samper), a todos los colaboradores y a quienes domingo a domingo con su presencia y testimonio en esta parroquia y espero que esta historia pueda continuar. Les pido especialmente rezar por las vocaciones sacerdotales y religiosas, que son un don de Dios”, concluyó.

Poco antes de concluir la Eucaristía, el padre Rafael dirigió palabras de profundo agradecimiento por la acogida que la comunidad le ha dado en estos días de visita desde España. Compartió el mensaje y llamado de Monseñor Chomali respecto a la necesidad de nuevas y abundantes vocaciones en la Iglesia, recordando que “todos los bautizados somos misioneros”. Al término, los fieles agradecieron de pie y con aplausos la presencia del sacerdote que estuvo en Familia de Nazareth y gestionó la construcción del hermoso templo.

El padre Juan Carlos Marín también agradeció a los asistentes a la celebración de aniversario y valoró la presencia del padre Rafael, “testimonio viviente de Dios”, dijo. Agradeció a todos los párrocos y vicarios que han estado en Familia de Nazareth, a los catequistas y muchas personas colaboradoras. “Invito a seguir trabajando en esta misión, para que podamos traspasarla a las nuevas generaciones”.

Fuente: Comunicaciones Concepción


Concepción, 04/12/2017

 
Galerías Fotográficas