/
/
/
/
/
/
   
Diócesis de Osorno acogió con gozo a su Administrador Apostólico

Un llamado a aprovechar este tiempo “como una verdadera oportunidad para crecer humanamente y como comunidad de creyentes”, realizó monseñor Jorge Concha, a los fieles de Osorno durante su homilía en la misa de este domingo, donde fue presentado oficialmente como Administrador Apostólico de la diócesis, en el marco del término de la visita de la Misión del Vaticano, enviada por el Papa Francisco.
Domingo 17 de Junio del 2018
  
En medio de los aplausos de la asamblea presente en la Catedral San Mateo, a la que llegaron más de mil cristianos católicos, fue recibido el Obispo, quien presidió la eucaristía y señaló que este nuevo cargo que se le encomendó solo será hasta que la sede esté vacante, mientras tanto, “espero ser entre ustedes un servidor”.

En la oportunidad señaló que la comunidad cristiana de Osorno continúa mostrando signos de dolor y división, lo que le motiva a promover el diálogo y buscar, junto a la comunidad, los medios para dar pasos en la unidad. “Estoy convencido de que buscando todos crecer en la fidelidad al Señor viviremos con mucha fuerza la reconciliación, haciendo más firme aún el protagonismo de los laicos dentro de la vida propia del Pueblo de Dios”.

También llamó a mirar la realidad, “no solo los sentimientos sino también lo que ha ocasionado la situación a la que se ha llegado, pero al mismo tiempo no solo a quedarse ahí, y en primer lugar quisiera invitarlos a poner todo esto en la profundidad de la fe que profesamos, y a que podamos vivir todo esto con Espíritu Santo que muchas veces hace que la historia se escriba derecho con líneas torcidas, es decir, a pesar nuestro; es ese mismo Espíritu el que nos puede dar la magnanimidad, la grandeza que necesitamos”.

Monseñor Jorge Concha, además invitó a los cristianos católicos a dejarse consolar por Dios, a ponerlo en el centro de la vida, lo que significa “identificarnos con Jesús y actuar como El que se entrega al servicio del hambriento, del preso, del migrante, del abusado de modo que llega a hacerse presente en ellos. Aquí, debemos reconocer nuestra falta, toda vez que pasamos de largo. Pero el que no lo haya olvidado y no lo haya dejado de poner en el centro alguna vez que tire la primera piedra”.

“Hoy día vemos con mucha claridad que hay tantas formas de abuso que no pueden volver a ocurrir, que hay procedimientos que no se pueden repetir, que hay formas de hacer iglesia que se deben cambiar y que hay tareas a las que no podemos renunciar. Son pequeños grandes signos de vida nueva, la presencia del Reino, pequeños, como la semilla de la que nos habla el Evangelio, pero que está llamada a crecer y a dar buenos frutos”, aseguro el Administrador Apostólico de Osorno.

Finalmente dijo que los creyentes católicos “somos llamados a dar testimonio de nuestra fe y a asumir decididamente la misión que el Señor nos ha dejado” y señaló que “como Administrador, quiero ser un hermano y un servidor de ustedes para animar y promover la comunión y la renovación en la fidelidad al Evangelio del Señor Jesús (…) Sigamos constantes en la oración. Más aún, unamos nuestra oración a la de Jesús: No ruego solo por éstos, sino también por aquellos que por medio de su palabra, creerán en mí, para que todos sean uno. Como tú, Padre, en mí y yo en ti, que ellos también sean uno en nosotros, para que el mundo crea que tú me has enviado (Jn 17, 20-21)".

Fotos: Mision Pastoral Osorno

Fuente: Comunicaciones Osorno


Osorno, 17/06/2018

 
Galerías Fotográficas

Audios

- Homlía Mons. Jorge Concha
 Para descargar, boton derecho del mouse y seleccionar Guardar enlace como...