/
/
/
/
/
/
   
Rubén Aguilar Corona
Diácono Permanente de Osorno Falleció la Noche del Lunes

Con pesar vive la Diócesis de Osorno el sensible fallecimiento del querido diácono permanente, Rubén Aguilar Corona, quien murió anoche producto de la fibrosis pulmonar que lo aquejaba hace cuatro años.
Martes 10 de Julio del 2018
  
Nació el 27 de septiembre de 1939, hijo de Juan Olegario y Margarita. Fue el quinto de 9 hermanos. Contrajo matrimonio con Irma Klocker Báez, el 2 de abril de 1962, quien partió también a la casa del Señor el pasado 22 de junio. El mayor de sus 3 hijos, Gerardo, falleció el año pasado debido a un paro cardiorespiratorio. Le sobreviven sus hijas Lorena e Ivette y sus 4 nietos: Natalia, Paulina, Vicente y Maite quienes hoy lloran la partida de su padre y abuelo.

“Fue un hombre protector, con un gran sentido paternal. Tenía muchas virtudes mi papá; generoso, muy humilde, bondadoso, caritativo, muy entregado a todo y a todos, menos a él mismo. Su vocación era todo para él, muy comprometido con el servicio a Dios y al prójimo”, aseguró Lorena Aguilar y añadió que la partida de su madre, fue un golpe duro para su padre.

“Nosotras no hemos tenido tiempo de extrañar a mi mamá, porque la sepultamos un domingo, hace 17 días, y mi papá estuvo bien lunes y martes y el miércoles ya empezó a deteriorarse, a sentirse solo, angustiado, a extrañarla. Ellos se amaban mucho, él le decía Wilma de cariño. Tenían un matrimonio de 57 años”, aseguró.

El Diacono Rubén, quien fue asesor de los Ministros de la Comunión, recibió su Ordenación Diaconal el 16 de julio del año 2008, por mano de monseñor René Rebolledo. Hace 4 años le diagnosticaron su enfermedad y hace un poco más de 3 meses estaba postrado”, dijo la hija del fallecido diácono permanente.

“Quiero agradecerle al Administrador Apostólico, padre Jorge Concha, porque él llegó a la Diócesis de Osorno un día domingo y el lunes recibí su llamado. Me dijo; Lorena supe que su papá es Diácono y que está enfermo, y me gustaría visitarlo. Le respondí: Si, y cuándo sería?. El contestó: ahora. Y llegó a la casa, y le dio los sacramentos de la comunión y la Extrema Unción”, añadió y continuó “ahora me acaba de llamar el padre Jorge y me dijo que lo siente mucho, y que él esperaba que pudiera regresar y encontrarlo aún con vida”.

El cuerpo de Rubén Aguilar Corona, está siendo velado en su casa particular, ubicada en Ruta U55, Kilómetro 14, donde hoy se celebrará la santa misa a las 20.00 horas, y mañana miércoles 11 de julio, las puertas de la parroquia Sagrado Corazón, donde el fallecido diácono prestó sus servicios pastorales, se abrirán para la celebración de la Eucaristía a las 14.00 horas. En tanto, sus funerales se realizarán a las 16.00, en el cementerio Parque Valle del Cedrón.

Fuente: Comunicaciones Osorno


Osorno, 10/07/2018

 
Galerías Fotográficas