/
/
/
/
/
/
   
En Parroquia El Sagrario fue entronizada imagen de la Virgen del Carmen
Viernes 16 de Julio del 2004
  
Cardenal Francisco Javier Errázuriz presidió solemne Misa de entronización de imagen de la Virgen del Carmen hasta este histórico templo que fue la primera parroquia del país, creada en 1546.

“Madre y Reina de Chile, toma posesión definitiva de este sitial que te pertenece. Virgen del Carmen, te encomendamos el vigor del alma de esta patria, a ti, bendita Mujer, porque eres tú misma el Alma de Chile”, dijo el Padre Joaquín Alliende, quien tuvo a su cargo la homilía.


En una restaurada Parroquia El Sagrario, ubicada a un costado de la Catedral Metropolitana, fue entronizada este viernes 16 la imagen de la Virgen del Carmen, coronada como Madre y Reina de Chile en 1926. Esta imagen hasta marzo de 1985 se encontraba en la Basílica del Salvador, y por efectos del terremoto de ese año debió ser trasladada a la Catedral Metropolitana.

La restaurada Parroquia El Sagrario quiere convertirse en un lugar de culto y devoción en honor a la Virgen del Carmen, ubicado en el corazón de la ciudad de Santiago, en el Kilómetro cero de Chile. En este lugar nació nuestra Iglesia.

La restauración

Los trabajos de restauración estuvieron a cargo de la arquitecto Amaya Irarrázaval Zegers, y consistieron en reconstituir la estructura dañada por los sismos, limpiar las pinturas originales del techo, recuperar pinturas de murallas que habían sido sobrepintadas, colocar una nueva iluminación, y remodelar el presbiterio y el entorno arquitectónico para entronizar la imagen de la Virgen del Carmen.

El financiamiento económico de la restauración del templo fue posible gracias a donaciones de numerosos laicos y de la empresa privada. En este sentido cabe destacar el significativo aporte de la Fundación Ossa Fernández. La obra estuvo a cargo de la Cofradía Nacional del Carmen, la Corporación Identidad Patrimonial y la Fundación Ossa Fernández. Esta última, ya ha invertido más de 1.500 millones de pesos en la construcción de nuevos templos en sectores populares, y espera poder materializar nuevas construcciones, por lo cual hace un llamado a todo aquel que quiera sumarse a esta iniciativa, lo pueda realizar depositando en la cuenta corriente Nº 15-70579-5, de la Fundación Ossa Fernández del Banco Bice o comunicándose directamente a la misma.

Parroquia El Sagrario

La Parroquia El Sagrario, declarada monumento nacional, forma parte del conjunto arquitectónico-religioso que conforma la fachada poniente de la Plaza de Armas de Santiago, junto a la Catedral Metropolitana y el Palacio Arzobispal, ambos Monumentos Nacionales. Es uno de los hitos históricos y arquitectónicos más antiguos de Santiago. Creada como parroquia en 1546, el edificio fue proyectado por el connotado arquitecto Joaquín Toesca y terminado en 1863 por Eusebio Chelli.

La imagen

La imagen de la Virgen del Carmen que será entronizada en la Parroquia El Sagrario es de madera policromada. Es de propiedad de la Cofradía Nacional del Carmen, fue encargada a Francia por don José Ramón Ossa en 1833 para
uso privado de su familia en Copiapó. En 1865, don Valerio Quesney Ossa la trae a su domicilio en Santiago (Alameda esquina de Lord Cochrane) y la facilita para las procesiones del 16 de Julio, en la festividad del Carmen.
Mientras que en 1873, se inicia la construcción de la iglesia de El Salvador en reemplazo de la iglesia de la Compañía, la Cofradía compra la imagen (1874) y aporta dinero y trabajo para que tuviera un lugar especial en ella. Efectivamente, la imagen estuvo en la Basílica del Salvador desde 1890 hasta 1985 en que por efecto del terremoto, se debió trasladar hasta la Catedral.

En 1923, los obispos chilenos habían elegido la imagen de la Cofradía para ser coronada Reina y Madre de Chile por el delegado del Papa Pío XI (Monseñor Aloysi Masella), lo que ocurrió el 19 de diciembre de 1926 en el actual Parque O’Higgins ante más de 400.000 fieles.

Devoción del Carmen

La devoción a la Virgen del Carmen está muy presente en el pueblo chileno y fue traída en 1595 por los Agustinos, quienes predican intensamente la devoción de Nuestra Señora bajo la advocación del Carmen. En 1643 fundan la Cofradía Nacional del Carmen en Concepción. Cada 16 de julio se realizaban procesiones por el centro de la ciudad.
En 1690 llegan las primeras monjas carmelitas a fundar en Chile (Monasterio. Carmen Alto en la actual calle Carmen esquina de Alameda) y en 1760 fundan el Carmen Bajo (actualmente Independencia 229).Estos dos monasterios fortalecen la devoción a Nuestra Señora del Carmen.

En 1755, don Martín Lacunza manda confeccionar en Quito, una imagen de nuestra Señora del Carmen. Se veneró en su chacra de Ñuñoa y la facilitaba a los Agustinos para las procesiones. En 1945, sus descendientes la donaron al Cardenal José María Caro quien la destinó para el Santuario de Maipú, donde se venera actualmente.

Durante el siglo XIX, la devoción a Nuestra Señora del Carmen estuvo marcada por las gestas de la Independencia. Con la llegada de los padres Carmelitas en 1899, la devoción se vio nuevamente fortalecida. En 1916 comienza la preparación del centenario del juramento a Nuestra Señora del Carmen lo que concluye en un nuevo juramento de fidelidad que hace todo el país .Esto redunda en la coronación pedida por los Obispos al Papa Pío XI de Nuestra Señora del Carmen como Reina y Madre de Chile.

En 1943, se inicia la construcción definitiva del Templo Votivo de Maipú que fue inaugurado por el Cardenal Raúl Silva Henríquez el 23 de noviembre de 1974 y concluido en 2002.

Las manifestaciones más populares de devoción siguen siendo la Novena que se reza a la Virgen del Carmen antes del 16 de julio y la Procesión que desde el año 1971 se realiza el último domingo de Septiembre, día de oración por Chile, expresiones que crecen en número de fieles y en importancia en la vida de la Iglesia.

Ver texto completo de la homilía del Padre Joaquín Alliende

Santiago, 16 de julio de 2004.


Santiago, 16/07/2004