/
/
/
/
/
/
   
Mediante Decreto Municipal Virgen de la Candelaria es Patrona Comunal de San Pedro de la Paz

Con gran beneplácito la comunidad de San Pedro de la Paz, en la provincia de Concepción, recibió el nombramiento de la Virgen María, bajo la advocación de Nuestra Señora de la Candelaria, como la patrona y protectora de la comuna, cuyo decreto oficial fue entregado formalmente a monseñor Ricardo Ezzati, por el alcalde Audito Retamal, al término de la misa de clausura de la celebración de dicha festividad.
Lunes 02 de Febrero del 2009
  
Ante numerosos fieles que participaron en la procesión de la Virgen, la autoridad comunal destacó que la imagen que se venera en el santuario de la Candelaria, en San Pedro de la Paz, es una de las imágenes más antigua de Chile. La imagen fue traída por los españoles hace más de 400 años. “Este decreto es el reconocimiento de una situación histórica, que envuelve un gran simbolismo. Estamos pidiendo a la Virgen que proteja a la comuna y a todos sus habitantes”, manifestó el alcalde.

La celebración convocó, durante todo el lunes, desde las 7 de la mañana y hasta las 18 horas, a numerosos fieles y peregrinos que llegaron de distintos lugares, según lo confirmó el párroco, presbítero José Cartes. La fiesta contó con la presencia de varios grupos folklóricos provenientes de otras regiones.

Monseñor Ezzati, quien presidió la procesión y la misa de clausura, resaltó que “María es la patrona de esta comuna y ella, como madre, quiere que todos, quienes viven en este hermoso sector, puedan crecer en la fraternidad, en solidaridad para construir un futuro de desarrollo y crecimiento humano”.

Al agradecer al alcalde y concejales por el gesto, indicó que “significa reconocer lo que hay de bueno y de grande en el corazón de los ciudadanos para dar espacio y cabida en la vida pública. La fe no es un obstáculo a la vida social y a la vida pública. Al contrario, la fe es como el fermento y la levadura que da sentido al crecimiento humano de todo hombre y mujer, de toda comunidad”.

Agregó que el gesto de acoger a la Virgen, Nuestra Señora de la Candelaria, como protectora y madre de la comuna, es un gesto que le hace honor a la Municipalidad, porque “con eso reconoce la fe, el amor, la devoción de tantos hijos de esta comuna, que reconocen en María a su madre y protectora”.

Se refirió, además, que en el día de la fiesta de la presentación del Niño Jesús al templo, María invita a mirar a su Hijo. “Hoy a la Virgen la veneramos como Nuestra Señora de la Candelaria, en que ella lleva, en sus manos un cirio, que es la luz que vino al mundo: su Hijo Jesucristo”.

En su reflexión, monseñor Ezzati dijo que los fieles llegan a agradecer, pero también a presentar sus peticiones. “Ella tiene el corazón abierto para acoger nuestras peticiones a las necesidades de nuestra patria., de la región y de esta comuna. Vivimos tiempos difíciles como la amenaza del desempleo, que golpea duramente en los hogares de tantas familias; y una crisis económica que golpea a las puertas de la sociedad. Pidamos a María que, en este tiempo de dificultad, se promueva la solidaridad y la ayuda fraterna, para que en ningún hogar falte el pan y el trabajo; para que el país y la región crezcan en prosperidad y paz. Queremos decirle a Maria que queremos sentirnos junto con ella, más familia, más unidos, más solidarios y más hermanos”, concluyó.

Fuente: Comunicaciones Concepción









Concepción, 02/02/2009